Dieta del doctor charles

Seamos honestos, aquí no hay nada nuevo, sin embargo comer como se describe en esta sección del programa factor quema grasa es muy eficaz para la pérdida de grasa – por lo que es una gran noticia.

Para resumir la Dieta del doctor charles:

1.Considere el índice glucémico al comer carbohidratos: Alimentos de IG bajo son sin duda un punto de enfoque del factor quema grasa, y con buena razón. Evitar los alimentos de mayor GI se ha demostrado como una estrategia de pérdida de grasa eficaz.

2)Consumir una buena cantidad de proteína magra: Las proteínas son, evidentemente, esenciales como parte de una dieta saludable – son una gran ayuda para la saciedad y sentirse lleno durante más tiempo.

3.Comer grasas saludables: Evitar los alimentos grasos es un error común que muchas personas hacen cuando tratan de perder peso. Cumplir con las grasas saludables, como aceites, coco y aguacate sin duda ayudan a la pérdida de peso y mejora la salud en general. El factor quema grasa hace un buen trabajo de aconsejar lo que debe comer y lo que no debería cuando se trata de las grasas buenas y malas.

4.Incluir muchas frutas y verduras: No hay mucho que decir aquí – una regla obvia pero esta demostrado que ayudan a quemar grasa.

Obviamente hay una gran cantidad de matices a seguir correctamente para la pérdida de grasa, y siempre excepciones a la regla.

Sin embargo el factor quema grasa hace un excelente trabajo de marcar qué comer y qué evitar, junto con el razonamiento sólido para respaldar sus recomendaciones. Si usted sigue lo que dice el programa, entonces no tendrá que hacer ninguna conjetura a la hora de comer y beber.

Además de las directrices detalladas relativas a la nutrición, la Dieta del doctor charles también hace un par de sugerencias y normas relacionadas a respetar a la hora de comer.

Los más notables son:

Trate de comer comidas pequeñas durante todo el día en lugar de llenarse.

No comer una gran cantidad de calorías en la noche, nunca lo hagas.

Tratar de equilibrar su consumo de alimentos por lo que la mayor parte ocurre en las primeras horas del día y reducir gradualmente a medida que avanza el día.

Puedes permitirte tomar un día de descanso aproximadamente cada semana más o menos. Hacer esto no va a arruinar tu progreso, incluso si usted come con imprudencia ese día.

Esta táctica también le ayuda a comer con sensatez en los otros días, como usted tiene pre-planeadas las ‘trampas’ que esperar a una hora predeterminada sin sentirse mal por ello.